Get Adobe Flash player

Artículos

Tipos de Parches

A primera vista es muy difícil hablar sobre los diferentes tipos de parches ya que hay muchísimos en el mercado, pero la cosa es más sencilla de lo que parece... yo los clasificaría de la siguiente forma:

hay parches de una capa y de dos capas , y, dentro de ellos, transparentes (o tintados -generalmente en azul o negro-) y rugosos.

Evans_G2_ClearDos-Capas-NegroUna-Capa-Rugoso

 

Después están todos los inventos como poner refuerzos al parche, hacerle agujeritos, introducir aceite entre las dos capas, etcétera.

Con-Refuerzo-CentralCon_AgujerosEvans-Hydraulic

 

Normalmente todos estos añadidos tienen como finalidad hacer que la caja o toms pierdan armónicos y “secar” el sonido.

Hace muchos años, los parches se fabricaban de piel de animales como la cabra.

Para afinar, los bateristas tenían que calentarlo con un mechero antes de tocar, y si había algo de humedad se desafinaban con mucha facilidad.

Con la invención del plástico se dejaron de hacer este tipo de parches. El material de que están hechos los parches actuales (Mylar) se lo debemos a un estudio realizado durante la segunda guerra mundial, los militares buscaban un material que no se derritiera con el calor extremo durante los bombardeos aéreos.

Mylar Mylar2

 

Las cuatro principales marcas de parches (Evans, Remo, Aquarian y Attack) están ubicadas en USA. Todos estos fabricantes tienen modelos que son bastante similares o equivalentes entre sí.

Evans_LogoRemo_LogoAquarian_logoAttack_Logo

 

Existen también fábricas en Taiwán que suelen realizar parches de poca calidad, para las gamas bajas de baterías.

La capa de pintura blanca rugosa que se le pone al parche se inventó a demanda de los músicos de jazz que requerían un parche que fuera apto para tocar con escobillas, y en la actualidad este tipo de parches rugosos blancos son un estándar como parche batidor (el de arriba) para la caja, aunque hay bateristas que le ponen otro tipos de parches.

Un parche de una sóla capa sonará más abierto y resonante, mientras que uno de doble capa tendrá más ataque y volumen, dependiendo también del grosor del parche y de si es rugoso o transparente. Si es rugoso tendrá más definición y ataque y una nota más corta. Si es transparente, más armónico y decay más largo.

Hoy en día ya es sabido que los únicos parches que de verdad llevan aceite entre las dos capas son los “Hydraulic” de la marca Evans. Existe una curiosa anécdota sobre ellos: cuenta la historia que cuando Evans era todavía una modesta fábrica que vendía localmente, al poco de sacar al mercado un parche de doble capa transparente, uno de sus clientes se acercó e hizo un comentario parecido a éste: "me encantan esos parches que hacéis con aceite dentro". Por supuesto esto no se había hecho jamás, y al escuchar sus palabras, a los de Evans les pareció una excelente idea y se pusieron a trabajar en ello dando como resultado sus "Hydraulic". Resulta cuanto menos chocante cómo estos parches son considerados una maravilla por algunos y un auténtico desastre por otros, con ellos como suele decirse "o los amas o los odias", no hay término medio... en todo caso siempre son presentados como un producto muy exclusivo y de gran calidad, pero esto daría para escribir un artículo completo y no me quiero extender más.

La cuestión es que los demás parches de doble capa no llevan aceite, y esos colores iridiscentes que se observan en el plástico al tocarlo no es aceite, sino un efecto óptico que aparece cuando juntamos dos láminas de plástico (su nombre técnico en física es "Anillos de Newton").

Newton_Rings

 

En cuanto al parche bordonero de la caja -el que montamos abajo- se usa para ello unos parches especiales ultra finos, para obtener una buena respuesta de la bordonera. En estos parches encontramos también diferentes grosores, es cuestión de ir experimentando con todos ellos. Yo he probado con tres grosores diferentes en varias cajas, los modelos "Evans Hazy" 200, 300 y 500 (de más fino a más grueso) y me quedo con el 300 (o bien su equivalente de la marca Remo, el modelo "Weatherking Ambassador Batter").

PDAL_Drums_62_11

Como en muchas otras cosas, el término medio resulta perfecto... hay la teoría que dice que el parche bordonero no influye mucho en el sonido, sino que es un mero soporte para hacer vibrar la bordonera …no estoy de acuerdo, pero esto, es sólo mi opinión. Creo que el parche bordonero influye bastante en el sonido global de la caja según mi experiencia, se nota especialmente cuando la bordonera se ajusta a tensión media o floja.

A veces se da por sabido también que el parche bordonero debe ir siempre más tenso que el batidor. Generalmente se afina así, pero no siempre en todos los casos, depende del gusto y el oído de cada músico… hay que probar y experimentar, ya que cada caja es un mundo y cada baterista también.

 

¿Cómo sabremos que ha llegado el momento de cambiar el parche?...

Parche_Gastado

Si el de tu caja se parece al de la foto, ¡ha llegado el momento de jubilarlo!...

Como todos hemos podido comprobar, los parches blancos rugosos con el uso empiezan a desgastarse por el centro, en donde más golpeamos con la baqueta… la rugosidad de esa zona va desapareciendo progresivamente, dejando ver la capa lisa y el color se vuelve más oscuro. También aparecen pequeñas abolladuras, imposibles de quitar a menos que tensemos aún más el parche, es decir: cada vez cuesta más afinar la caja. Llega un momento en que el sonido ha perdido todo su tono y brillo.

Seguro que también conoces la agradable sensación de estrenar parche nuevo en tu caja y notar como el sonido recobra toda su vida.

Es muy interesante observar una vez más lo curioso y sorprendente de este apasionante mundo de los instrumentos musicales, en el que nada es una ciencia exacta, con una anécdota más: he podido comprobar, y seguro que tu también habrás visto alguna vez, cómo algunos baterías profesionales y de renombre tocan y suenan bien con parches muy gastados en sus cajas, y no es precisamente porque no se puedan permitir costearse unos nuevos. ¡Ahí dejo esta reflexión para que todos saquemos nuestras conclusiones!.

Copyright © 2012. All Rights Reserved.